ENTRE DOS ORILLAS



Atardecer sereno en Sevilla
Poco a poco se oscurece el cielo
Pero el sol otoñal me invita
Nuevamente a dar un paseo.

Lugar de encuentro el río
Junto a la bella Torre del Oro
Hoy, con una amiga he vivido
Momentos que me llenan de gozo.

Elegimos sencillamente un lugar
Donde no hubiera mucho bullicio
A las dos, nos encanta soñar
Por la otra orilla del río.

Cruzamos el puente
Para adentrarnos en Triana
Contemplando esa calle diferente
Que tantos recuerdos guarda.

Nos sentamos a la vera del río
Viendo a lo lejos La Giralda
Pero aún hay un bello motivo
Para regresar siempre a Triana.

Quiso la luna de plata
Ser testigo de dos encuentros
Haciendo realidad en Triana
Un esperado y breve deseo.

Ese esperado y bello deseo
Se ha cumplido sin darme cuenta
Poniendo el broche a ese paseo
Visitando la capilla de La Estrella.

Tras una breve oración
Quise despedirme con una vela
Mientras hacía la promesa mi corazón
Sencillamente, para volver a verla.

Desde la capilla de La Estrella
Seguidamente me llevaron mis pasos
A rezar a esa virgen Marinera
Que sale cada Viernes Santo.

También era mi vez primera
Para visitar Los Marineros
Contemplando su mirada me marché
Dejándole una oración con un te quiero.

Sencillamente podría decir, no sé
Cuál de las dos orillas me gusta más
Pero...siento en este bello anochecer
Que Triana tiene un rincón especial.

Tengo el corazón dividido
Entre dos hermosas orillas
Mi amor ahora está repartido
Entre mi Triana y mi Sevilla.

Entre mi Triana y mi Sevilla
Entre mi Sevilla y mi Triana
Hay un corazón que sueña
Cuando despunta la mañana.

 

No hay comentarios: