COMO SIEMPRE SIN SABER


Corrían los años ochenta
A oír esas letras empecé
Cantando muchas de ellas
Como siempre, sin saber….

Se quedaron dentro de mí
Por ser alegres y bonitas
Hoy, solo quiero escribir
Porque la vida me brinda.

De plasmar sobre blanco papel
Mi tributo por ser banda sonora
Aquellos años que nunca olvidaré
Gracias a esas maravillosas coplas.

Romántico moriré con Ecos”
Vamos a verte  cantan Albahaca
Y Las niñas, interrumpen diciendo
Rocío, ¡Qué vieja es mi guitarra!

Ay, dímelo, Almonteño acércala
Desde mi puerta y Me gustas mujer
La vida sin ti, recuerdo a Pilar
Si tú supieras Sevilla o Alégrate.

No le tengo envidia a nadie
Siempre Con la imaginación
Puede ser La vida alucinante
Triana huele a romero, pobre corazón.

Acompáñame a soñar
Una vez más Deja que te mire
Me sobran palabras, que verdad
Cuando en mayo me llama la Virgen.

Dime porque en primavera
Te gusta jugar conmigo
Y cuando llega la feria
Se me olvida el estribillo

Para que viva el amor
Vuelven las golondrinas
Quédate, te pido por favor
No sé  ¿Qué tienes niña?

Vamos a darnos la mano
Sabes que Tienes que aprender
Diría que nunca quiero dejarlo
Por eso, con Huelva llevar me dejaré.

Que será, Brindemos al amor
Si tu madre no quiere…
Asómate a mi ventana, porque no
Gracias le doy a la vida, siempre.

Gracias le doy a la vida, siempre.
Por la oportunidad que he recibido
Nuestro cante universal, tuvo que ser
De tantos mágicos momentos  testigo.

De tantos mágicos momentos  testigo
Como el vivido el año pasado
Es un placer tenerte por amigo
Mi admirado poeta y paisano.