COSTALERO


Se levantó mirando al cielo
Aquella mañana fría y lluviosa
Pensando en su manto de terciopelo
Y en su cara morena y hermosa.

Soñaba como cada año
Que el reloj diera la hora
Anhelaba vivir un domingo de ramos
Acompañando como siempre a su Señora.

Estrella valiente la llaman
Demostrando su devoción y cariño
Junto a ella, ha vivido en Triana
Desde que era apenas un niño.

Oía a su padre hablar
De esa bonita virgen trianera
Pensando: algún día la podré llevar
Así pasaban una y otra primavera.

Un buen día, de la mano
Fueron a visitar San Jacinto
Como de La Estrella eres hermano
El  próximo año la podrás llevar, le dijo.

Se emocionó su joven corazón
Al oír las palabras de su padre
Desde entonces, espera con ilusión
Cada año, esa bendita tarde.

Pero...este año es diferente
El cielo amenazaba agua
Aunque deseaba impaciente
Que el sol radiante brillara.

Pero...el tiempo no quiso acompañarle
Llevándose una enorme decepción
Volvió a recordar su primer instante
Mirando sus ojos con desilusión.

Desilusión y desesperanza
Este año le había tocado vivir
Pero...sabía que muy dentro del alma
Esperaría impaciente un nuevo mes de abril.

Esperaría impaciente de nuevo
Vivir una entrañable primavera
Aunque de sus serenos ojos negros
Una lágrima brotó por Ella.

Esperaría impaciente de nuevo
Vivir una entrañable primavera
En su corazón siempre sería costalero
De una única virgen, su Estrella.